sábado, 14 de septiembre de 2013

216. Boca do Inferno (Lisboa, Portugal)

En las inmediaciones de la localidad costera de Cascais, los embates del océano sobre la roca caliza han creado una serie de cavivades y oquedades muy características. Toda esta zona es conocida como Boca do Inferno, denominación debida al sonido que puede escucharse los días de oleaje cuando el agua golpea furiosamente contra la roca. En torno a estos acantilados circulan diversas leyendas, incluida una anécdota atribuida al genial escritor luso Fernando Pessoa, que hizo correr el rumor del suicidio del ocultista inglés Crowley en este lugar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario